Los fármacos anabolizantes y la esterilidad

CÓMO AFECTAN A LA INFERTILIDAD MASCULINA

Esterilidad masculina por hormonas

Muchos hombres recurren al consumo de esteroides anabolizantes para conseguir aumentar su masa muscular sin tener en cuenta que, además de dañar sus órganos vitales, también pueden producir esterilidad masculina.

El aspecto físico se ha convertido hoy en día en una obsesión, no sólo para algunas mujeres, sino también para los hombres. En la mayoría de los casos, el exceso de ejercicio o el consumo de determinadas sustancias para encontrarte mejor físicamente, pueden producir efectos secundarios desconocidos por el consumidor.

Según varios estudios, los esteroides reducen los niveles hormonales de testosterona, provocando una disminución en el tamaño testicular e incluso llegando a provocar azoospermia, es decir, la ausencia total de espermatozoides en el semen.  Además, el consumo de estos fármacos, también producen alteraciones en las glándulas sexuales, en la libido y diferentes grados de disfunción eréctil, una de las causas de la esterilidad masculina.

La testosterona es una hormona que producen los testículos. Si se administra desde fuera, el cerebro ordena a las glándulas sexuales detener la producción de la misma, pues ya la está recibiendo. Como consecuencia, se produce una atrofia en estos órganos y, por lo tanto, aumentan las probabilidades de padecer esterilidad masculina.

Aunque en principio la esterilidad masculina producida por el consumo de fármacos que afectan a las hormonas es reversible, dependiendo del tiempo de consumo y de la forma en la que se ha suministrado, no significa que sus efectos sean inofensivos para el organismo. Además de llegar a producir esterilidad, también afecta a los riñones, y al hígado.

Por eso, piénsalo dos veces antes de consumir este tipo de sustancias porque puede perjudicar seriamente tu salud. Así como en la mujer no es tan frecuente la toma de anabolizantes, también produce efectos negativos y alteraciones en su cuerpo como cambios menstruales, aumento del tamaño del clítoris, o aparición de vello facial. Y, por supuesto, igual que puede producir esterilidad masculina, también puede ser uno de las causantes de la infertilidad femenina.

Noticias relacionadas
load