Problemas de fertilidad: ansiedad y estrés

Problemas de fertilidad: ansiedad y estrés

La infertilidad lleva consigo consecuencias emocionales muy importantes para la pareja que pueden incluso afectar a la relación, pero debes tener en cuenta que uno de los problemas de fertilidad es sin lugar a duda el estrés y la ansiedad. Si estás buscando un bebé, tanto tu pareja como tú tenéis que intentar no agobiaros y, si fuera necesario, buscar ayuda psicológica, para que no os afecte a la hora de concebir.

Si intentas quedar embarazada y estás estresada, el funcionamiento del hipotálamo, la glándula del cerebro responsable de tus hormonas puede verse afectada y hacer que no ovules en un ciclo o que lo hagas de forma irregular, afectando a tus días fértiles y, por lo tanto, perdiendo la oportunidad de quedar embarazada.

Por supuesto, los problemas de fertilidad por estrés o ansiedad dependen de cada mujer y, además, hay que saber diferenciar entre estrés repentino y estrés constante. Si tu cuerpo está habituado a vivir con estrés, lo más probable es que tus hormonas ya se hayan acostumbrado a ello y ovules de manera regular cada ciclo. Sin embargo, sufrir estrés de repente puede alterar tu ciclo e interferir en la ovulación.

También es importante recordar que el estrés no sólo es una reacción a una situación negativa, sino que el estrés positivo puede retrasar de igual modo tu ovulación o influir en el funcionamiento de tus hormonas. Si crees que los problemas de fertilidad que tenéis pueden deberse a episodios de estrés o ansiedad, practicad ejercicios para mejorarla como rutinas de ejercicios de respiración, reiki o pilates. Aunque te parezca mentira, la mente y la salud psicológica juega un papel muy importante en el funcionamiento del organismo, así que haz todo lo que esté en tu mano para mantener una actitud positiva. Te ayudará a lograr ese embarazo tan deseado.

 

Noticias relacionadas
load